Mi cabeza me ahoga y me maltrata


“Mi cabeza me lleva al pasado y al futuro. Me juzga por mi pasado y me ofrece un futuro lleno de incertidumbre y ansiedad. No me deja sentir el presente, me ahoga, me duele y me maltrato a mí misma. Ofreciendo a mi alrededor una persona que no quiero ser y me hace que no me sienta cómoda en ningún sitio ni con nadie”.


Esto me decía una clienta el otro día ¿te suena de algo?

Tu cabeza, es decir, tus pensamientos tienen un impacto directo en tu organismo, en cómo ves y vives tu realidad e incluso puede llegar a influir en tus propios genes.


Vivir tu vida sin saber cómo funcionas, vivir siendo un auténtico desconocido para ti mismo hace que, en ocasiones, vivir nos genere miedo, hace que vivir nos duela.


Por eso, es importante que aprendas a relacionarte de forma pacífica con las cosas que piensas: descubrir los secretos de tus pensamientos, aprender a sentir, tomar conciencia de cómo percibes el mundo y, todo esto, ponerlo a tu favor.


Y esto es lo que hacemos en mis sesiones de coaching:


* Poner tu mente a tu favor para que pierdas el miedo al miedo, para que tomes buenas decisiones, para conocerte mejor, …

* Aprender herramientas y técnicas eficaces que te permiten manejar mejor tu mente y desarrollar la atención para que actúes de forma enriquecedora y consigas los resultados que quieres.


* Aplicar estos nuevos conocimientos a tu día a día para que saques el mejor partido de ti mismo y de tu vida.


En definitiva, tú puedes poner tu mente a tu servicio y que sea tu mejor aliada. Y, yo te puedo acompañar en este camino, ¡me encantaría!